jueves, 18 de diciembre de 2008

Presentando al Pueblo Mágico - Habitantes del Árbol Mágico.











ue casi de un día para el otro en que comencé a verlos.

Un don había ocurrido y en cada fotografía ellos se perfilaban en las sombras, en la confusión del follaje arbóreo, habitando entre piedras, transitando por las flores y entre otros tantos habitats del reino de la naturaleza

Los seres imposibles, los habitantes del mundo de los cuentos de hadas, los dueños de la fantasía estaban allí. Gnomos, Hadas, Duendes, Elfos y tantos otros extraños seres de los cuales no hay descripción ni registro. Se abrían las puertas reales a un mundo perdido. Leyendas y tradiciones de tantos pueblos comenzaban a volverse sospechosas de veracidad al menos en lo que a sus protagonistas se refiere.

Los personajes de cuentos para niños se manifestaban sugiriendo una historia para adultos.

Se agolpaban las preguntas. Muchas fueron respondidas por el propio contenido de las imágenes a lo largo del tiempo, muchas otras quedan aún sin contestar.

Desde la propia dimensión en la que habitan se expresan en la nuestra en un desconocido mecanismo de manifestación dimensional, en la que parecen estar aquí y allá al mismo tiempo, aún disimulados en un efectivo camuflaje, aún tímidos, retraídos o esquivos según los han definido tantos testimonios en el folclore de los pueblos.

El Pueblo Mágico se hace presente y cuestiona nuestra segura concepción de la realidad al punto de hacerla temblar en sus cimientos. Falsa realidad que se ha fortificado en las manos del ultra-racionalismo alimentado con el materialismo más recalcitrante.

La raza del pueblo invisible, comienza a dejarse ver y ésta es una magnífica noticia para todos aquellos que creemos que el mundo se compone de mucho más de lo que la ciencia hoy puede ser capaz de definir.

En mi experiencia, entrar al Pueblo Mágico no fue nada fácil: requirió de años de investigación y largas horas frente a un procesador de imágenes intentando penetrar en lo profundo de las fotografías. Necesité mucha paciencia y una enorme dosis de empeño, especialmente cuando la otra realidad que se comenzaba a percibir se presentaba tan diferente de la nuestra. La concepción del tiempo y el espacio parecía otra, ya que por momentos estos seres se veían agrupados en impresionantes superposiciones como una enorme aglomeración de rostros y cuerpos, imposible de resolver en nuestra idea de tres dimensiones. Se veían también extraños artilugios para los cuales no tenemos ningún parámetro de decodificación visual. Esferas regadas aquí y allá de tamaños muy diferentes. Interferencias en forma de líneas metálicas o de luz, que arriesgo adjudicar al paso dimensional, lo mismo que “cortinas” repletas de formas geométricas y símbolos. Construcciones insólitas, arquitecturas mágicas. Todo esto y mucho más, ya que hay otras formas y objetos para los cuales no tengo explicación y que me resulta imposible describir, al menos de una forma en la que se entienda.

Hay mucho que explicar y mucho que mostrar. Poco a poco en este blog iré exponiendo fotografías auténticas este pueblo y relatando todo aquello que he podido conocer a través de la imagen.

Fotografías tratadas con una técnica no invasiva, ni deformante, que está basada en conceptos de restauración de imágenes

Por ahora sólo queda presentarte algunos habitantes de forma que puedas irte familiarizando con este mundo tan cercano a nuestra realidad y todavía lejano en nuestra conciencia.


Inicio esta muestra con fotografías tomadas a un árbol muy especial, situado en el estado de Jalisco, México.

Un árbol que es una impresionante puerta dimensional, donde abunda la presencia de estos seres. Un árbol mágico que se parece a tantos árboles del lugar y sin embargo contiene un secreto insospechado.

Por el momento he decidido no revelar su ubicación, por la única razón de preservar la tranquilidad y la intimidad del lugar, que es también una forma de cuidar la continuidad de esta investigación. Es sabido, a través de tradiciones y leyendas, que estos seres podrían alejarse del sitio si vieran perturbado su entorno.

Esta es la única razón por lo cual en las fotografías que publique de este árbol han sido borrados los datos EXIF, teniendo en cuenta que existe la posibilidad que el lugar sea localizado a través de Google Earth. En las demás fotografías que se expongan en este blog y cuando, obviamente, sean de origen digital, los datos EXIF estarán visibles.


Habitante 1



Para mayor tamaño aquí

Habitante 2




Para mayor tamaño aquí

Habitante 3





Para mayor tamaño aquí

Habitante 4





Para mayor tamaño aquí

Habitante 5





Para mayor tamaño aquí

Habitante 6





Para mayor tamaño aquí


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada