domingo, 15 de septiembre de 2013

De quienes no sabemos su nombre

 Dicen las tradiciones que no es prudente llamar a los seres mágicos con sus nombres propios.

Unos afirman que si se conociera el verdadero nombre de cada uno de ellos, irremediablemente perderían su voluntad  y quedarían sujetos al antojo y poder de la persona que pronunciara su nombre

Otros, más cerca del temor, que es mejor prevenir un potencial enojo y desagrado, aludiéndolos con nombres amigables como: >> La buena gente<<, >>La corte bendita<<, >> Los buenos vecinos<<.

Algunos más prudentes prefieren poner distancia refiriéndose a este pueblo como: >>Ellos << o también  >>Los Extraños<<.

También en forma genérica se los conoce como el Pueblo Feérico o  Pueblo de las Hadas, englobando en este último caso la inmensa variedad de seres de este particular y mágico mundo Interdimensional

Aquí, como es obvio, los llamamos el Pueblo Mágico

Te presento entonces nueve seres, de los que no conozco su nombre. Puedo decirte que seguramente pertenecen al elemento tierra dados los lugares donde fueron encontrados. El ámbito más frecuente es el de los árboles. Cuando exploras a través de ellos literalmente entras en otro mundo, donde he visto sus espacios, extrañas estructuras, incluso sus casas. Nada es como te lo esperas, no hay nada de Disney por allí. Su realidad es más bien desordenada según nuestros criterios sin embargo adivinas que este caos tiene un sentido que trasciende nuestra mente. 

En estas exploraciones, la lógica tiende a desaparecer. Los ubicas en el árbol, sin embargo a poco de entrar te das cuenta que no están allí y que de pronto te has sumergido en otro espacio. Te asalta la sensación que nuestra propia realidad podría tener los mismos códigos: está aquí pero no lo está. Porque para mayor confusión, en este juego dimensional, sigues explorando la foto y de pronto te encuentras un duende sentado en la rama del árbol (y que indudablemente está en el árbol) y te das cuenta que en alguna parte se funden ese más allá con este más acá de una manera que no podemos entender.
Entramos ahora en una nueva etapa del blog, donde además de mostrarte seres que voy encontrando, pretendo contarte sobre lo que voy descubriendo a través de la visualización de este mundo. Hay mucho para ver y hay mucho de qué hablar.

(Para mayor tamaño clickea la foto)


    















No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada